PSICOPATOLOGÍA SOCIAL que afecta a NIÑOS Y JÓVENES. 150 puntos

Javier Urra presenta 150 cuestiones y argumentos que están provocando ciertas formas de psicopatología social en niños y jóvenes.  150 signos o síntomas en la forma de educar o presentes en la sociedad que pueden afectar a niños y jóvenes, desarrollando así algún tipo de trastorno psicológico. 
La dilatada carrera de Javier Urra, tanto como Defensor del Menor, psicólogo forense de la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia y Juzgados de Menores de Madrid,  y profesor de la Universidad Complutense y de la UNED,  (entre otras responsabilidades) le acreditan como uno de los investigadores y pensadores más reconocidos en el ámbito de la Psicología y  de la Educación.  
EN ESTE VÍDEO,  JAVIER URRA CHARLA CON UN GRUPO DE JÓVENES.
  1. INMADUREZ PERMANENTE. Padres que no son adultos “Peter Pan”, “Wendy”, “Osos Panda”.
  2. EGOÍSMO. Soy padre, pero priorizo los amigos, los viajes, el trabajo.
  3. PROGENITORES QUE CONFUNDEN SU EDAD Y CONDUCTAS. Varones de 50 años que ligan con chicas de 27. Madres que salen con las hijas y compiten para ver quien liga más.
  4. ROBO O USURPACIÓN DE LA ETAPA JUVENIL. Hasta los octogenarios dicen ser y estar jóvenes.
  5. HIPOCRESÍA Y FALSEDAD. Nadie va al urólogo.
  6. PERMISIVIDAD CON LA DROGA. Hipocresía con el alcohol. Horarios antinaturales. Mensajes confusos (“El cannabis es cardiosaludable”). Incongruencia (prohibida la venta, no el consumo).
  7. DEVALUACIÓN MORAL. Querer cambiar conductas sin sostenerse en valores. Confusionismo entre lo que está bien y lo que está mal. El “todo vale” o el “todo es opinable”.
  8. HEDONISMO, NIHILISMO. La búsqueda del placer sin límites. Desear simplemente “ser rico”.
  9. SUSTRAER EL DERECHO A SER SANCIONADO. La sanción es parte de la educación. HURTAR LA SANCIÓN. Como derecho. Inmediata, coherente, proporcionada y que se cumpla. La sanción, es parte de la educación.
  10. NO SABER EDUCAR. “No puedo con mi hijo”. Generar pequeños dictadores (desde los 4 años y aún antes). DEJAR HACER. No poner normas, ni límites, es decir no socializar, no educar.
  11. TRANSMISIÓN DEL MACHISMO. Frases, conductas. Narcisismo apoyado en un “yo” quebradizo, raquítico. Búsqueda de dependencia en el otro.
  12. PRESIÓN DE CONSUMO. Dos de cada cinco anuncios publicitarios van dirigidos a los niños. Los alumnos ven a los profesores desde los ojos del consumidor “profe tu estás ahí, porque mis padres te pagan”.
  13. NO ABORDAR LA VERDADERA MULTICULTURALIDAD. Se vive junto a, pero no se entremezclan chinos con latinos, subsaharianos, etc.
  14. ALTO NIVEL DE EXIGENCIAS Y BAJO NIVEL CULTURAL. Despotismo en las formas. “Prohibido pegar al médico” (Cartel expuesto en algunos ambulatorios).
  15. BABEANTES CON EL JEFE Y TIRÁNICOS CON EL QUE SIRVE. (Véase a veces el trato a azafatas, camareros, etc.).
  16. “A MI SERVICIO”. Grasoso blanco que paga a chica joven (muchas de color) para mantener relaciones sexuales, cumplir sus fantasías o contarle sus penas.
  17. DEPRIVACIÓN ESTIMULAR. Hijos que no encuentran a sus padres. Los denominados “niños llave”.
  18. DESVINCULACIÓN. Padres que se separan y utilizan al hijo como arma arrojadiza, que le transmiten hechos falsos sobre el otro progenitor.
  19. PADRES QUE NO CONOCEN A SUS HIJOS. Al no ostentar la custodia los ven de vez en vez. Se observa en las hamburgueserías a padres con sus hijos que se mantienen en silencio, pues no se conocen.
  20. PROYECCIÓN DE LOS ADULTOS. Niños estresados, los denominados “niños agenda”, siempre matriculados en múltiples actividades.
  21. MUNDO CAPITALISTA. Que ofrece ocio atractivo, viajes, pero que no permite la conciliación personal, familiar, laboral. ENTRONIZAR EL DINERO. Como más importante y casi único valor.
  22. TRANSMISIÓN DE DERECHOS. Disfrute, placer, adquisición; rehuyendo la austeridad, el compromiso cívico, universal.
  23. MIEDO. A decir la verdad, a ser políticamente incorrecto, a ser criticado, a recibir una demanda por haber hecho lo que se cree que se debe realizar (llevarse a los alumnos a una excursión y uno se rompe la clavícula).
  24. VOCACIÓN QUE SE DILUYE. La pobre expresión “está en mi sueldo”.
  25. INCAPACIDAD PARA VALORAR LO IMPORTANTE. Que puede ser estar con la abuela que tiene Alzheimer y que quizás no nos reconozca pero posiblemente nos sienta como suyos. Olvidarse de los importante, como ver un amanecer juntos.
  26. DESPILFARRAR LO ESENCIAL. “Me aburro”. “Esta tarde voy a matar el tiempo” (o lo que es igual suicidarse por fascículos).
  27. LLEVAR EN LA CARA EL CARTEL DE “AQUÍ YACE”. Deambular por la vida sin ilusión.
  28. PERDER EL CONTACTO CON LA NATURALEZA. Olvidando que somos animales y que ya Heidegger, nos advirtió de este riesgo.
  29. ARRINCONAR LA PRÁCTICA DEPORTIVA. Convirtiéndonos en un apéndice de la silla, el sillón o el sofá (y la cama).
  30. PERDER LA CAPACIDAD PARA APRECIAR LA BELLEZA. Desde una escultura, a una tela de araña. MIRAR POCO A LAS ESTRELLAS. A otras galaxias, a un universo al que pertenecemos, pero ante el que nos mostramos miopes.
  31. HURTAR EL SENTIDO DE: la Voluntad, el Esfuerzo, lo Sencillo, lo Humilde, lo Bien hecho.
  32. INCAPACITAR PARA UTILIZAR LA CAPACIDAD CRITICA. Anuncios como “Rejuvenezca en una semana” o “Aprenda alemán en tres meses”.
  33. ARRINCONAR LA FANTASÍA, LA CREATIVIDAD, LA CAPACIDAD PARA INNOVAR. La rutina como sombra que acompaña. La imaginación cercenada.
  34. LA ESPIRITUALIDAD AHUYENTADA. No proveer a los niños de instrumentos del pensar y sentir para que se formulen preguntas sinceras, inteligentes, para que miren las estrellas y se planteen si estaremos solos.
  35. INCAPACITACIÓN PARA MANTENERSE EN LA DUDA, EN LA INCERTIDUMBRE. Una sociedad del cambio que exige fluidez, adaptabilidad, pensamiento alternativo, manejarse en un mundo líquido, mercurial, no puede abordarse desde el pensamiento clónico.
  36. CONFUSIÓN ENTRE JOVEN Y ADULTO. Padres que no son adultos; dibujos animados que realmente son para adultos (aunque se dirigen a niños), temas para mayores absolutamente infantilizados.
  37. ERRADICAR LA IMPORTANCIA DE LA COMPASIÓN. Sufrir con y por el otro.
  38. NO TRANSMITIR LA IMPORTANCIA DEL PERDÓN.  Saber perdonar, dejarse perdonar, perdonarse.
  39. NO ILUSTRAR EMOCIONALMENTE. Analfabetos de los sentimientos que no saben lo que el otro siente (carencia de empatía para ponerse en el lugar del otro).
  40. TRANSMITIR (PROYECTAR) QUE UNA IMAGEN VALE MAS QUE MIL PALABRAS. Todos los animales ven, solo el ser humano transmite historia, cultura desde la palabra.
  41. EMPOBRECIMIENTO VERBAL. Pérdida de la riqueza lingüística, que sirve como imán prosocial, como puente afectivo.
  42. INOCULAR UNA MALA VIVENCIA DE LAS INTENCIONES AJENAS. (Hablar mal del jefe, de la vecina, del suegro…).
  43. POTENCIAR LA PSICOPATÍA EN VEZ DE MATERNIZAR LA SOCIEDAD. Hay que feminizar la sociedad (no digo afeminar). Las enfermeras son casi todas mujeres, como las profesoras en los primeros estadíos de la vida. ¿El cuidado es patrimonio de la mujer?
  44. RUMIAR IDEAS NEGATIVAS. Cortocircuitarse en pensamientos resentidos por algo que te han hecho o dicho. Falta enseñar a parar el pensamiento, optimizarlo, ser asertivo y dar la respuesta en el momento y proporción apropiados.
  45. HURTAR EL SENTIDO DEL HUMOR. No conozco a nadie inteligente que no tenga sentido del humor. Hay quien va muy serio por la vida, pero si le das la vuelta, no cae ni una idea.
  46. NO SE ENSEÑA PARA APRENDER A REÍRSE DE UNO MISMO. No somos tan importantes. Si faltáramos mañana, el mundo seguiría girando (como antaño).
  47. NO SE TRANSMITE QUE HEMOS DE ACEPTAR LA CRITICA. La crítica no tiene porqué ser positiva. Dialogar (no sumativa de monólogos).
  48. SE OLVIDA INTERIORIZAR QUE LOS OTROS SON IMPORTANTES. Que sus  experiencias son muy ricas, que pueden aportarnos ideas, que ni hemos atisbado.
  49. ESCONDER LA MUERTE. En tanatorios, buscando que el muerto parezca vivo, rehuyendo la importantísima despedida.
  50. REHUIR EL DOLOR. Los niños deben acudir a los hospitales infantiles y comprobar que otros niños sufren. Resulta un aprendizaje vital.
  51. ASOCIAR JUVENTUD CON CONFLICTO. Jamás en una entrevista te preguntan por aspectos positivos de niños y jóvenes. El tema es siempre “el botellón”; la violencia; la anorexia; la generación ni-ni (ni estudia, ni trabaja), generando una grave distorsión de la realidad.
  52. CONSTRUIR CIUDADES ESCASAMENTE HABITABLES. Pocos lugares de esparcimiento para los jóvenes y de actividades donde se sientan cómodos, se integren (teatro, expresión plástica, campamentos, etc.)
  53. CIERTO DESPOSTISMO NO ILUSTRADO. “Todo para los jóvenes pero sin los jóvenes”. ¿Para cuándo un informativo de noticias hecho por y para jóvenes (con apoyo de adultos)?
  54.  NO GARANTIZAR LA INSERCIÓN LABORAL. Ni el mantenimiento en la plaza de trabajo, si es que se ha conseguido. Dificultad (o imposibilidad) para planificar el futuro.
  55. UNA SOCIEDAD SIN IMPOSIBILIDAD PARA ADQUIRIR UNA VIVIENDA. Lo que unido a la sobreprotección existente mantiene a los jóvenes en casa de los padres hasta los 34 años, generando el denominado “síndrome del nido vacío” pues los padres se reencuentran como pareja, pero en ocasiones no saben a que dedicarse de tanto que se han volcado en los hijos. Yo le llamo el “síndrome de la puerta giratoria”, pues los hijos se van pero vuelven. 
    1. IDEOLOGÍAS, SIN GRANDES OBJETIVOS. Y casi sin figuras a las que imitar. DERRIBAR LAS IDEOLOGIAS. Convertir el mundo en una filial de Wall Street.
  56. NO SE ELABORAN AUTENTICAS POLÍTICAS DE INFANCIA. Y el apoyo a las familias no es suficiente.
  57. LAS DECISIONES DE LOS ADULTOS INTERFIEREN OCASIONALMENTE EN LOS NIÑOS. Véase los procesos de separación que a veces conlleva que los niños no vean a los abuelos (por cierto, abuelos que en muchas ocasiones están también separados). Los niños son adaptables, pero no son chicles.
  58. SE ARRANCAN LAS RAÍCES GENEALÓGICAS. Piense en las madres subrogadas (mal llamadas vientres de alquiler) en los úteros que no son de la madre que el niño conoce, del semen que puede no ser tampoco del que considera su progenitor. No confundir esta situación donde se antepone el deseo de los padres, con el de la adopción, auténticos “hijos del corazón”.
  59. PADRES QUE NO DEBERÍAN SERLO. Por excesiva o por escasísima edad. He conocido a una madre a la que hubo que retirarle 8 (ocho) hijos que había tenido con distintas parejas. También a otra madre que le espeto a su hijo delante de mi “ya te he dicho muchas veces que quise abortar de ti”. Ciertamente, este hijo podrá perdonarla pero no olvidarlo –yo tampoco.
  60. PADRES QUE DIFERENCIAN A LOS HIJOS. ¿Se quiere igual a todos los hijos? (No me contesten como padres, contéstenme como hijos). El padre que viene a la consulta psicológica y te dice “creo que el 2º (segundo) no es hijo mío” (el niño no lo sabrá pero está marcado. Por cierto que tanto en España, como en Francia se ha comprobado que aproximadamente el 10% de los hijos son del padre, pero no del que cree. La prueba es con ADN –poco discutible.).
  61. NO EXISTE UN “CARNET POR PUNTOS” PARA SER PADRES. Y hay quien antepone la droga o se prostituye en la vivienda donde está el niño. Importante, la valoración de idoneidad en los procesos de adopción (se rechaza un 3% de posibles progenitores). Nunca olvidaré, cuando siendo Defensor del Menor se presentó una pareja con sus dos hijas rusas adoptadas, eran hermanas y me dijeron con desparpajo “¡Quédese con esta, tiene defecto!” (Me quedé sin palabras, tuvimos que retirarlas a las dos niñas, para obviamente no separarlas). Estos egoístas adultos (que no maduros) confundieron la sagrada adopción con unos grandes almacenes donde se puede devolver lo adquirido.
  62. APROPIARSE DEL HIJO. Atribuirse el derecho y la capacidad para no llevarlo al colegio, entendiendo equivocadamente que se puede educar en el hogar sin contacto con el grupo de iguales, cercenando relaciones, debates… Asumiendo una responsabilidad inabarcable.
  63. ARRUMBAR LO QUE SIGNIFICA RESPETO. A uno mismo, a los mayores, a la autoridad.
  64. NO VACUNAR CONTRA LA VIOLENCIA. Debiéramos general alergia a levantar la mano, a utilizar la palabra como pedrada, a dañar a los animales, a perjudicar la Naturaleza.
  65. NO ENSEÑAR A MANEJARSE EN EL CONFLICTO.  A buscar mediadores, a generar respuestas alternativas, a alcanzar puntos de encuentro, a dominar los impulsos.
  66. HURTAR LAS BUENAS MANERAS. El protocolo, los buenos modos.
  67. SUSTRAER LA AUTOCRÍTICA. La capacidad para relativizar los acontecimientos. Por mi parte, hay días que al afeitarme y verme el careto me río y me digo: “¡No te tomarás en serio!”.
  68. EMISIÓN DE MENSAJES PERNICIOSOS.  Algunas tallas, recetas hipocalóricas… que alientan la anorexia. Por el contrario un tipo de alimentación (bollería) y sedentarismo que propicia la obesidad.
  69. UTILIZACIÓN EN ALGUNOS PROGRAMAS DE TV DEL MORBO. Sensacionalismo. Tomar partido sin escuchar a las partes. Atacar la dignidad, la intimidad y el honor. Proyectar a personajes confundiendo fama con reconocimiento y mérito.
  70. MORAL DE DOBLE RASERO. Se respetan a las niñas/os de nuestro país, pero se realiza “turismo sexual” a Tailandia, a República Dominicana… para tener relaciones con niñas de 13 años, exculpándose con que parecen adultas, o que con ese dinero pueden cenar, cuando no se las califica de “zorritas”.
  71. ADULTOS AFECTOS DE ENFERMEDAD MENTAL QUE SIGUEN EDUCANDO. Quieren a sus hijos mucho, pero sus alteraciones les incapacitan. Recuerdo el caso de Diego denominado niño del Royo (pueblo de Soria donde unos padres lo acogieron proveniente de Salamanca), su madre afecta de trastorno bipolar de la personalidad y el padre de esquizofrenia alcohólica. La batalla entre los servicios sociales y la justicia fue larga y tensa. Ojala Diego sea feliz y lo transmita.
  72. INTENTAR QUE EL NIÑO “NOS JUBILE”. Prácticas deportivas o en series de TV incompatibles con ser niños…
  73. DISFRUTAR DEL PRESENTE ESQUILMANDO EL FUTURO. Véase los incendios, las talas de árboles indiscriminados, el vertido del petróleo al mar y otros atentados contra la ecología y el planeta.
  74. DEJAR EN LA TRASTIENDA LA REALIDAD DEL “OTRO MUNDO”. El denominado 3er Mundo. No explicar a los niños que el mundo es uno. Que ya no existen barreras ya no existen fronteras. Que mientras la esperanza de vida en España es de 84 años para las mujeres y 76 para los varones, en África está en los 42 años. Que en España de cada 1000 niños que nacen, sólo 5 morirán antes de cumplir la mayoría de edad por enfermedades y en algunos países de África más de 350.
  75. TRANSMITIR NACIONALISMOS DIFERENCIADORES. Un paletismo estúpidamente excluyente y en muchas ocasiones victimista. Entrevisté para el libro “Charlando sobre la infancia” editado por Espasa, con prólogo de Su Majestad la Reina y portada dibujada por Urculo, entre otros a Pedro Duque con 27 años astronauta y le pregunté: “¿Cómo se ve la Tierra desde la Luna? Me contestó: “Blanca y azul”. Eso es todo.
  76. DIFICULTAR LA SOLEDAD, EL SILENCIO. Tremenda contaminación acústica, cháchara ininterrumpida, llamadas y mensajes abrumadores, publicidad invasiva hasta del hogar.
  77. NO ENSEÑAR A DESCODIFICAR EL MENSAJE MEDIÁTICO. No se explica que en muchas ocasiones es un espectáculo amañado o que puntualmente los programas son contenedores de publicidad o que el regidor siguiendo instrucciones hace que el público aplauda a unos contertulios y no a otros.
  78. CALIDAD DEMOCRÁTICA CIUDADANA BAJA. Expresiones como: “Si eres amigo de ese, ya no puedes ser amigo mío”. O conductas donde se lee siempre el mismo periódico, se escucha siempre la misma radio, y se visiona siempre la misma TV para concluir complacido: “Dicen lo mismo que yo pienso”.
  79. NO PREPARAR A LOS NIÑOS PARA UNA COSMOVISIÓN. Una mirada en gran angular, poliédrica, rica, capaz de interiorizar e integrar alternativas distintas y hasta contrapuestas.
  80. NO DEFINIR QUE ES UN MENOR. Cuáles son sus derechos y obligaciones. Confusionismo: se puede declarar ante el Juez con 7 años y preceptivamente con 12 en los juzgados de familia. Se puede dar consentimiento para mantener relaciones sexuales con 13 años; casarse con 14; trabajar (en actividades sin riesgo) con 16; independizarse, consumir alcohol, conducir con 18. Pero es que además se pueda interrumpir el embarazo con 16 aunque a esa edad y sin permiso de los progenitores no se puede ponerse un “piercing” o tatuarse.
  81. SE ACORTA HASTA EXTREMOS INSOSPECHADOS LA INFANCIA. Y se dilata sin límites la adolescencia.
  82. AMORALIDAD HIPOCRITA. Nadie va de putas. Vean los clubes de carretera, pone club, pero es puti. Por cierto que hay un 20% de “clientes” que pagan más a condición de no usar preservativos (es claro y manifiesto que psiquiatras y psicólogos no corremos riesgo de quedarnos sin material humano de trabajo).
  83. “¡HAZ LO QUE TE DIGO, NO LO QUE HAGO!”. Olvidando que se educa con el ejemplo y, por tanto, si no se paga a Hacienda lo que corresponde, si se salta las normas de tráfico, si se acosa al trabajador que está a nuestro servicio. ¿Qué se espera? Para educar se precisa autóritas, no sólo potestas.
  84. DESRESPONSABILIZACIÓN EDUCATIVA. Llamando siempre a la puerta de mamá Estado, pidiendo que se endurezcan las leyes penales cuando se es incapaz de sancionar. Que se cierren antes los sitios de copas cuando se saben impotentes para hacer cumplir horarios lógicos de regreso al hijo.
  85. VULNERACION DE DERECHOS. Los niños y jóvenes son ciudadanos de pleno derecho. Contratar detectives para que comprueben si es homosexual es una vulneración  de derechos, hacerlo para ver cuánto bebe o qué consume supone un reconocimiento de pérdida de autoridad y confianza, como lo es recoger la orina del adolescente para que se analice o hacerse pasar por quien no se es para contactar con el hijo en la red. El progenitor debe asumir su papel y apoyarse en el mismo encontrándose de cara con el hijo, de forma leal y noble, sin quebrar la  necesaria mutua confianza.
  86. EL PROFESORADO DESAUTORIZADO. Padres equívocos abogados de los hijos. ¿Qué culpabilidad se oculta o que distorsión perceptiva cuando vemos a los progenitores defendiendo a ultranza a sus hijos en Fiscalía, pese a haberse enfrentado a las fuerzas de seguridad realizando lanzamientos de objetos contundentes e incluso en algún caso cuando cuatro niñatos pijos en ausencia de los padres del chalet, invitan a una chica y la violan anal, oral y vaginalmente?
  87. SENTIMIENTO DE CULPABILIDAD INMERECIDA DE ALGUNOS PROGENITORES. Se sobrecarga a los padres de tareas, obligaciones, objetivos, metas y responsabilidades. La mayoría de madres y padres no son merecedores de ese negativo sentimiento (más acusado en las madres que a duras penas pueden compatibilizar el trabajo en el hogar y fuera de él, cuidar a los hijos, llevar vida de pareja, cuidarse y ahora cuidar del anciano con demencia senil). La mujer ha hecho su revolución, el varón no termina de implicarse, considero que hoy y como nunca en la historia, los padres se preocupan (y mayoritariamente se ocupan) de sus hijos.
  88. DAR VOZ A LOS CATASTROFISTAS, A LOS AGOREROS, A LOS QUE GENERAN CRISPACIÓN. Enmudeciendo a quienes pueden aportar esperanza, saber, experiencia y conocimiento.
  89. FOMENTAR EL ZAPPING, LAS FRASES CON IMPACTO. En lugar de los matices, el enseñar a aprender, el gusto por el reto de pensar.
  90. SER PERMISIVOS CON LA MENTIRA, LA CALUMNIA, LA INSIDIA. Transigir que haya “famosos” que utilicen “negros” para escribir sus libros. Una permisividad equívoca y socialmente dañina.
  91. ENTRONIZAR EL YO/NOSOTROS. Sin percibir que lo importante es el Tú/Vosotros (hasta numéricamente).
  92. NO ESTIMULAR EL PASO AL ACTO. Quedarse en la placidez del pensamiento en electroencefalograma plano.
  93. PRESION PARA CONSUMIR UN OCIO PROGRAMADO. Riesgo de convertir el tiempo de descanso en un parque de atracciones donde todos los estímulos han de venir del exterior.
  94. NO SE ADMINISTRAN ANTÍDOTOS CONTRA LA SUBJETIVIDAD. Creemos que lo que nos acontece es único. Ciertamente no estamos en comunión (común-unión) con los otros. Llego a la playa atiborrada de bañistas tomando el sol y solicito permiso para extender mi toalla, pasan 5 minutos y llega otro bañista y pienso o digo “¡No ve que no hay sitio!”. Así somos.
  95. SE INCENTIVA LA COMPETENCIA. Más que la cooperación.
  96. ESCASA ATENCIÓN A LA SALUD MENTAL. Los enfermos han de ser acogidos con pocos apoyos por su familiares. 
  97. PSICOLOGIZACIÓN DE LA SOCIEDAD. Último minuto de un partido de football,     expresión del comentarista “¡Gol psicológico!” (Oiga no, gol definitivo). Hijo que no desea ir al cole, padres inmediatamente llaman a un psicólogo (¿no sería mejor un porteador?). 
  98. TRASTORNOS Y SÍNDROMES QUE SE MULTIPLICAN. El hipertrofiado T.D.A.H. (Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad). Hace una década la moda era “niño disléxico”. En la actualidad: Síndrome del Emperador…hasta síndrome post-vacacional.

100. LA HIPERTROFIA DE LA AUTOESTIMA. Por cierto que los psicópatas que he explorado tenían una autoestima exuberante. Lo importante son las habilidades, las competencias.

101. ABOLIR LA CULPABILIDAD EN NIÑOS Y JÓVENES. Siendo importante asumirla desde corta edad. Un niño que rompe un jarrón debe ser sancionado por ello, pero si reconoce que ha sido él, debe al mismo tiempo ser aplaudido por su nobleza. Más grave que el jarrón, sería que mintiera y transmitiera que “habrá sido la señora que viene a limpiar”. Sentirse culpable por lo que objetivamente lo merece, no es negativo.

102. ARMAS + DROGA + PORNOGRAFÍA. Y prostitución, los grandes negocios del mundo. DESVIACIONES. Páginas de contacto: “Viuda e hija menor te harán feliz” (lo de viuda debe ser por el morbo).

103. EQUÍVOCO SENTIDO DE POSESIÓN. “Es mi mujer” (con el mismo tono e intencionalidad que “es mi coche”) o “Es mi hijo” (confundiendo el significado de la patria potestad).

104. SITUACIONES QUE ARAÑAN EL ALMA. Ojos de lluvia (niñas abusadas en el hogar) + niños adictos a los inhalantes + niñas gitanas nómadas que viven de la mendicidad y las pequeñas sustracciones y buscan quedarse embarazada a corta edad + chabolismo vertical un larguísimo etc. Crujido interior.

105. APLAUDIR LA CASPOSILLA TOLERANCIA. Lo esencial es el respeto y la solidaridad.

106. CONCLUIR QUE ESTAMOS DETERMINADOS POR LA GENÉTICA. Incapacitación del desarrollo auto-educacional, de la musculación de la voluntad. Olvidando que la vida hay que llevarla en los propios brazos y que las cartas están dadas, pero nos cabe jugarlas.

107. NO PROPUGNAR DILEMAS ÉTICOS. Para ser formulados, planteados, contestados. Más allá de la eutanasia y la eugenesia. Por ejemplo, dadas las posibilidades de la amniocentesis ¿los síndromes de Down se convertirán en una enfermedad rara?

108. NO APRECIAR QUE LOS HIJOS SON DISTINTOS. Y precisan medidas en algo diferentes. El colega psicólogo Allport, nos asesora: “Con el mismo fuego que endureces un huevo, derrites la mantequilla”.

109. CONCLUIR: “ME SALIÓ ASÍ”. Como si fuera un espárrago. Los hijos no salen, se forman, se conforman.

110. EDUCADORES QUE NO TRANSMITEN. Que carecen de herramientas pedagógicas, que no poseen la suficiente vocación, que no se vinculan y comprometen, que no disponen del necesario equilibrio.

111. ARRINCONAMIENTO DE LOS MAYORES. La pérdida del irreemplazable respeto intergeneracional. La ingratitud de no reconocer la inconmensurable labor de los abuelos. Los niños precisan de los abuelos y estos de sus nietos. Los mayores transmiten lo esencial de la vida pues han tenido tiempo de filtrarla.

112. NO MIRAR EL MUNDO DESDE LA ALTURA DE LOS NIÑOS. También al diseñar   las ciudades, los parques, etc.

113. BUSCAR SER SUPER-MAN O SUPER-WOMAN. Olvidando que convivimos con sombras, limitaciones, miedos. Que lo ideal es ser normalitos.

114. SEÑALAR LO NEGATIVO EN LUGAR DE LO POSITIVO. Aquello de lo que carecemos, pero no lo mucho que poseemos.

115. UNA SOCIEDAD LITIGANTE. Querulante, que busca resolver sus conflictos con querellas, juicios, venciendo al contrario mediante terceros interpuestos.

116. NO VALORAR SUFICIENTEMENTE LO DISTINTO. El arco iris es bello porque sus colores son diferentes. Lo distinto enriquece. ¡Qué terrible si todos fuéramos clónicos!

117. MINIMIZAR EL CON-TACTO. La ternura. La transmisión de la comunicación no-verbal como nexo afectivo.

118. OLVIDARNOS DE LO ESENCIAL. La bella expresión de los amigos chilenos: conversar un vino. El olor a tierra mojada, el perderse en sensaciones viendo un fuego, escuchando su crepitar.

119. PASAR DEL AMOR AL ODIO. Sin el anclaje de la memoria afectiva.

120. REPETIR TÓPICOS FALSOS. Hasta la saciedad, como “No hay un manual para educar a los hijos”.

121. TRANSMISIÓN HISTÓRICA DEL HORROR. Guerras civiles. Guerras mundiales. Auswitch. Atentados como el 11M o el 11S. matanzas en África y un largo etc.

122. DISTORSIÓN DE LA REALIDAD. La serie continuada de películas como Jauría Humana, que hunden sus raíces en lo más abyecto del ser humano.

123. PERDER LOS PRIMEROS AÑOS. Y los primeros meses, y los primeros días en la educación de los hijos (y si me apuran aún antes de nacer).

124. ORGANIZAR UN SISTEMA ECONÓMICO / POLÍTICO QUE CONDUCE A LA INSATISFACCIÓN. Pese a mejorar la calidad de vida. Que no busca la felicidad de sus ciudadanos, que no prima la calidad ecológica.

125. NO PREPARAR Y PREPARARNOS PARA UNA MUERTE DIGNA. Que podamos contestarnos satisfechos que hemos dejado un leve legado, que hemos tenido un motivo para vivir. Que sepamos para quién hemos existido. Que si es factible, nos despidamos con amor.

126. CREAR BARRERAS. Físicas, lingüísticas, normativas. En lugar de tender puentes.

127. SEGUIR DISCRIMINANDO RAZÓN DE EMOCIÓN. Disociando cerebro y corazón.

128. OLVIDARSE DE LO QUE ES UN NIÑO. En cuanto se llega a ser adulto (¡sorprendente!)

129. TRANSMISIÓN PERPETUA DE QUE TIEMPOS PASADOS FUERON MEJORES. Confundiéndose quien lo dice, pues lo que acontece es que eran más jóvenes.

130. PEDIRLE A LA VIDA MÁS DE LO QUE LA VIDA PUEDE DAR.  Y no comprometerse en su mejora.

131. LA TONTA SOBREPROTECCIÓN. El ridículo miedo a que se “traume”.

132. NO SE ENSEÑA A VIVIR. A ser padres, a ser abuelos, a separarse, a conocerse, a tomar decisiones, a elegir la profesión.

133. AMISTADES DE PLASTELINA. De redes sociales, virtuales, inaprensibles.

134. PREGUNTARNOS QUE MUNDO VAMOS A DEJAR A NUESTROS HIJOS. Pero no formularnos que hijos vamos a dejarle al mundo.

135. CERCENAR EL DESEO DE APRENDER. En la escuela todos los niños (o casi todos) preguntan. En la universidad casi ninguno (¿es que lo saben todo?).

136. PERMITIR QUE SEA EL NIÑO EL MOTOR DE LA INFANCIA. Y en ocasiones el timón de la misma.

137. SE INSTITUYEN DISPOSITIVOS PUBLICITARIOS Y MEDIÁTICOS QUE IDOLATRAN AL NIÑO-REY. Mientras los psicólogos estigmatizamos a los padres sumisos y esclavos.

138. MENDIGAR LA APROBACIÓN DE LOS HIJOS. Dejarse chantajear por ellos.

139. SE HA TRIVIALIZADO LA SEPARACIÓN DE LOS PADRES. Miedo a ser menos querido que el otro progenitor.

140. DESCONSIDERACIÓN A LOS DERECHOS DEL FETO. Niños que nacen con síndrome de fetoalcohol o adicción a las drogas.

141. DOBLE MENSAJE. “Yo soy la madre, le he parido y por eso es mío” (Verbalización de algunas mujeres en el proceso de separación dejando fuera al padre). Habíamos quedado en que los varones tenían que comprometerse al 100% en la educación de los hijos (algo que no acontece, como compruebo al dedicar mis libros o en la feria del libro, casi siempre son mujeres-madres las que los adquieren).

142. TRANSMITIR MACHISMO. ¿Cuál es la razón por la que las niñas de corta edad dan migas de pan a las palomas, mientras que los niños las persiguen con un palo? ¿Por qué los adolescentes varones no cierran el tapón del champú o del gel tras ducharse? ¿Se educa de verdad igual o se pone un “chorlito” en la cabeza a la niña recién nacida, mientras se admira la dotación testicular del varón?

143. SOBRESATURAR A LOS NIÑOS. Y sobreestimularlos.

144. CONFUNDIR EL SER CON EL TENER. “Yo de mayor lo que quiero es ser rico”.

145. PRIORIZAR EL FRENESÍ CONSUMISTA. Provocando ansiedad, angustia y aun pánico cuando no se dispone del objeto fetiche.

146. VULNERAR LA INTIMIDAD. Mediante cámaras ocultas, videovigilancia que a veces se transforma en espectáculo. Telerealidad. Un mundo estúpidamente transparente.

147. QUE MILLONES DE USUARIOS DEDIQUEN BUENA PARTE DE SU OCIO A LA GUERRA. Generalmente hombres adultos y si bien es una guerra virtual, tantos millones de unidades vendidas deben hacer reflexionar sobre el significado.

148. CAPACIDAD DE CONCENTRACIÓN MERMADA. Por las avalanchas de información.

149. REDUCCIÓN DE LA EMPATIA. El uso excesivo de tecnología limita la relación de contacto entre las personas.

150. UNA SOCIEDAD QUE EDUCA EN LA EVITACIÓN DE LAS RESPONSABILIDADES. Todos cometemos errores, sólo los honestos y nobles los reconocen y asumen, si además son inteligentes, aprenden de ellos.

Escrito por

No hay comentarios.

Escriba un comentario

Usted debe registrarse para poder comentar.

cookie directive