VIOLENCIA DE GÉNERO: Ponencia en el Senado

PONENCIA DE ESTUDIO PARA LA ELABORACIÓN DE ESTRATEGIAS CONTRA LA VIOLENCIA DE GÉNERO

COMISIÓN DE IGUALDAD DEL SENADO

Comparecencia el día 24 de abril de 2017

 
 
Javier Urra
Primer Defensor del Menor de la Comunidad de Madrid
Psicólogo de la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia y de los Juzgados de Menores de Madrid (en excedencia voluntaria)
Dr. En Psicología. Dr. en Ciencias de la Salud. Profesor de la Universidad Complutense
Académico de Número de la Academia de Psicología de España
Presidente de la Comisión Rectora del Programa recURRA-GINSO para padres e hijos en conflicto.
 
 
Estimadas Señorías, es para mí un honor comparecer en esta Cámara, para tratar de tema tan esencial.
Deseo agradecerles su amabilidad por contar conmigo.
Aprovecharé el tiempo, sin más dilación.
Mi exposición se divide en tres partes:
  1. Diagnóstico de la violencia de género.
  2. Estrategias de afrontamiento.
  3. Adenda.
 Soy consciente de que no es factible exponer todo lo escrito, por lo que hago entrega de este material, que desde este momento es suyo.
 
PREÁMBULO
Actualizaciones normativas.
 
Convenio de Estambul Consejo de Europa 2011 art. 3 Definiciones:
-          Por “violencia contra las mujeres” se deberá entender una violación de los derechos humanos y una forma de discriminación contra las mujeres, y designará todos los actos de violencia basados en el género que implican o pueden implicar para las mujeres daños o sufrimientos de naturaleza física, sexual, psicológica o económica, incluidas las amenazas de realizar dichos actos, la coacción o la privación arbitraria de libertad, en la vida pública o privada.
 
Ley 4/2015 de 27 de abril del estatuto de la víctima del delito:
-          La finalidad de elaborar una ley constitutiva del estatuto jurídico de la víctima del delito es ofrecer desde los poderes públicos una respuesta lo más amplia posible, no sólo jurídica sino también social, a las víctimas, no sólo reparadora del daño en el marco de un proceso penal, sino también minimizadora de otros efectos traumáticos en lo moral que su condición puede generar, todo ello con independencia de su situación procesal.
  
La Ley Orgánica 8/2015, de 22 de julio, de modificación del sistema de protección a la infancia y a la adolescencia (BOE de 23 de julio), y la Ley 26/2015, de 28 de julio, de modificación del sistema de protección a la infancia y a la adolescencia (BOE de 29 de julio)
-          Mejoran la atención y la protección de los hijos y las hijas de las mujeres víctimas de violencia de género, así como de los menores víctimas de otras formas de violencia, en particular, de la trata de seres humanos.
 
  1. 1.      DIAGNÓSTICO
 
-         La violencia de género es una violencia instrumental, muy alejada de la producida por un trastorno mental transitorio.
-         Existe la errónea creencia, de que en un acto de cólera, de ira, se golpea, se ridiculiza o se mata a la pareja. No es verdad.
-         El ser humano se caracteriza por ser posesivo y por primar sobre todo y sobre todos, sus intereses, sus instintos.
-         Somos muy, muy subjetivos, e interpretamos al otro y a las circunstancias, desde nuestro prisma, desde nuestros intereses.
-         La violencia de género no está siendo bien abordada y esta pandemia social se trasmite de generación en generación. Siendo que hoy está también instalada en algunos adolescentes y jóvenes.
 
-         La convivencia, hasta con uno mismo es realmente conflictiva. Y hay quien sabe de la importancia de la flexibilidad, y hay quien por contra busca imponer, imponerse.
-         Ya Sigmund Freud nos habló de los dos pilares en los que se sostiene esta especie, el sexo y el poder. No se equivocó, quizás el orden es el poder, y el sexo.
-         Escuchar algunas canciones de rap actuales o de corridos mexicanos de hace mucho tiempo nos sitúa en posicionamientos arraigados de falta de respeto al otro, de amenaza clara y explícita.
 
-         Humanos profundamente narcisistas, donde el YO prevalece. Con dificultad para aceptar la frustración, para que se nos contradiga, para que se nos “ridiculice”.
-         La violencia de género se distribuye por todos los países y culturas, siendo por tanto una característica profundamente humana. Únase a ello que las parejas y dada la esperanza de vida, tienen por delante una temporalización de convivencia, extremadamente larga.
-         La sociedad actual y en occidente se caracteriza por el consumismo, el presentismo, la inmediatez, el posicionamiento como cliente, el devolver el producto que no funciona, etc., y esto se generaliza a las relaciones también de pareja.
 
-         Por otro lado, se confunde mucho el amor, con el querer, inclusive el amor con el poseer.
-         En esta sociedad del usar y tirar en el que cuesta tanto pedir perdón y se diga lo que se diga, empatizar con el otro. Se escucha hasta la saciedad que hemos perdido los valores, otros dirán virtudes, cuales pudieran ser la compasión, el sentido de culpabilidad, el autodominio.
-         Hoy exploramos a jóvenes, que entienden el amor como necesariamente bidireccional, es decir, si yo quiero a alguien, ese alguien me tiene que querer. O aún más, si yo daría la vida por alguien ese alguien debe corresponderme, o de otra forma, su vida no tiene valor.
 
-         Claro que cualquier separación es un fracaso, quiebra una expectativa, rompe un proyecto. Aún más si el que te deja es el otro. No es lo mismo dejar, que ser dejado.
-         No existe el reconocimiento de una verdad bastante generalizada, cual es que en la película de Casablanca una inmensa mayoría de mujeres no se montarían en el avión que les conduciría a París con un hombre bueno, pero gris. Se quedarían con el “malote”, con Humphrey Bogart. Seguras de vivir momentos de pasión, excitantes, imprevisibles, pero “sabedoras” de que podrán cambiarle, dirigirle, reconducirle.
-         Hoy, algunas, no pocas adolescentes se posicionan en algo como machistas ante el grupo y el resto de compañeras. Es frecuente escuchar la expresión “no me toques los cojones” dichas por niñas de 14 años, si bien luego se muestran dúctiles ante su pareja masculina.
 
-         Estamos viendo chicas adolescentes que nos dicen “me acuesto con mi novio, aunque no quiero” preguntadas por qué lo hacen, contestan que de otra forma su novio se iría con otras.
-         Y en cuanto a los chicos adolescentes, jóvenes, están en gran medida confundiendo amor con sexo, relaciones de contacto con afecto. Y se muestran muy celosos, muy posesivos, muy vigilantes.
-         Las nuevas tecnologías, nos descubren una supervisión continuada que en muchas ocasiones es confundida por la víctima como gesto de amor, como preocupación.
 
-         El 33% de nuestros jóvenes estiman que los celos son una prueba inequívoca de amor, no concluyen, que de amor propio.
-         Nuestros jóvenes están convencidos de que la violencia de género es un grave problema, pero de adultos.
-         Añadamos a lo antedicho una peligrosa moda de compartir la intimidad, también en la red, intimidad a veces relacional explicita en las palabras, en las imágenes, en frases como “mi novio pegó gatillazo”.
 
-         El alcohol y otras drogas, son sin duda parte de la etiología del grave problema, actuando como desinhibidores de impulsos, en quien ya tiene unos equívocos posicionamientos.
-         El YO es el punto clave, el esencial. No se educa en el TÚ. Es muy difícil encontrar a un varón que capte realmente lo que siente su pareja. No se educa en ello.
 
-         Pareciera, que el varón se ocupa y preocupa mucho más de aspectos que requieren del cuidado y la sensibilidad. Así es, y se aprecia en las reuniones de las asociaciones de padres y madres escolares, y en sus conductas en el hogar. Pero no es menos cierto, que las enfermeras mayoritariamente son mujeres, que las profesoras de alumnos de 0 a 6 años son mujeres, que quien se responsabiliza de nuestros mayores con demencia, son mujeres.
-         Mucha publicidad es explícitamente machista, como existe mucho micromachismo en algunas expresiones y conductas, por ejemplo, en un grupo de hombres y mujeres, cuando habla una de ellas, no es extraño ver, que se le retira por parte de los varones la atención.
 
-         No nos equivoquemos, hay madres que inconscientemente, también trasmiten un claro machismo.
-         La mujer se ha empoderado en ámbitos como el laboral, pero también en el tipo de relación y muestra ocasionalmente una agresividad verbal y emocional a la que el varón no estaba acostumbrado. Porque estamos también en una lucha de poder, de género.
 
-         Señorías, no se dice porque es políticamente incorrecto pero la inmensa mayoría de los varones de este País, considera injusta la legislación en lo que se refiere a la violencia de género, entendiendo, que la igualdad ha saltado hecha pedazos.
-         Cuando un hombre mata y se suicida, no lo duden, yo no diría que lo ha previsto, pero sí que lo ha anticipado. Su vida no tiene sentido está quebrado por el desamor y angustiado por el vacío existencial en el que se encuentra, su salida es la violencia contra la otra persona y contra sí mismo. Llegó a un punto de desesperanza.
 
-         La sociedad se plantea por qué en una pareja de gais o lesbianas que llevan muchos años viviendo juntas y una de ellas ridiculiza, veja, machaca a la otra, no se interpreta como violencia de género, dejando a la víctima con un mayor grado de indefensión. Recientemente hemos conocido de una mujer que ha matado a su pareja de muchos años también mujer.
-         Cosa bien distinta es el planteamiento jurídico y legal, inclusive constitucional, y otra la interiorización social y valoración popular, quizás porque falta una pedagogía legislativa.
 
-         Llama la atención que a veces la violencia de género la lleve a efecto gente que llevaba casada 40 o 50 años. Pareciera que los sistemas de autorregulación, no se fortalecen con el tiempo.
-         Mi impresión es que el diagnóstico social no está bien calibrado, y por tanto el pronóstico no es bueno.
-         Nos faltan muchos datos, o al menos yo no cuento con ellos. ¿Ser profundamente religioso es una vacuna contra la violencia de género? ¿Cuántos de los asesinatos producidos en España lo llevan a efecto personas venidas de otros países (en proporción poblacional)?
 
-         La violencia de género es un tipo específico de violencia, pero no nos engañemos siempre en la historia ha habido violencia entre naciones, violencia en el deporte, violencia en el aula. Violencia.
-         Se tiende a hacer uso de la violencia como recurso, ya sea en un conflicto con otro conductor o en un pequeño altercado en un bar. No olvidemos que el ser humano es un ser animal, a veces racional.
 
-         Otro aspecto muy preocupante es el empobrecimiento del lenguaje, entendido como colchón afectivo, como imán prosocial. Hoy muchos de nuestros jóvenes tienen dificultad para expresar sus emociones, sus sentimientos.
-         La sociedad occidental, sigue siendo muy aristotélica, muy de la razón, bien está, pero el ser humano actúa en gran medida por emociones, que no siempre sabe reconvertir en sentimientos.
 
-         No se enseña a pasar del amor pasión al amor ternura. Se trasmite el criterio de amor eterno ¿pero es eso posible? ¿es eso natural?
-         Señorías, si se informan ustedes del número de infidelidades que se producen en España y los métodos tan sofisticados que se emplean para el engaño y/o para el descubrimiento del mismo, coincidirán conmigo en que la castidad, es un vicio.
 
-         Vean por las carreteras locales en neón que pone club, Oasis o Buena Vista, son muchos, pone club, es puticlub. O lean las páginas de contacto, “viuda y menor”. ¿Qué se busca?.
-         No se educa en la ruptura, siendo que el 75% de nuestros jóvenes se separará, habrán de separarse.
 
 -         Como ven y más allá de psicopatologías, de personas paranoicas, obsesivo compulsivas, de trastornos límite de la personalidad, de esquizofrénicas hebefrénicas, les estoy hablando de fallas educativas, de problemas conductuales.
-         En nuestro País y en otros, los niños son sobreprotegidos, no escuchan, no se les enseña a ponerse en el lugar del otro. ¿Cómo esperamos que acepten conductas de la persona con la que conviven que dañan su ego?.
 
 
  1. 2.      ESTRATEGIAS DE AFRONTAMIENTO
 
-         Educar y educarnos en el TÚ. Ponernos en el lugar del otro, pero no como frase, sino como vivencia, y eso debe muscularse desde corta edad. Por ejemplo, hay que explicar a un niño pequeño que hay puertas que se abren desde dentro e indicarle que salga fuera y compruebe que no puede abrir. Eso es el amor, no pueden obligar a nadie a querer, ni aun a seguir queriendo. No depende de ti, depende también y primordialmente del OTRO.
 
 -         Trasmitir que la vida no es justa, que hay mucha complejidad, mucho desajuste, disociación, conflicto, y que hay que aprender a convivir con ello.
 -         Enseñar que la intimidad es esencial, que el respeto a uno mismo, a los demás, a la pareja es fundamental, irrenunciable.
 
 -         Hay que educar desde todos los ámbitos en la capacidad de adaptación, de flexibilidad, de retomar, de reestructurar cognitiva y emocionalmente. Hay que trasmitir la importancia de la sonrisa, del humor para relativizar, para priorizar, para reírse también de uno mismo.
 
-         Mostrar que se puede y debe anticipar que en la vida habrá momentos no solo dolorosos, sino de sufrimiento, de incomprensión, de deslealtad, y que a veces es mejor romper y hacerlo desde el civismo y el respeto que intentar doblegar una opción.
 -         La palanca esencial está en entender la importancia del TÚ que se compone de otra psicohistoria, de otros afectos, de otras circunstancias, de otra evolución, de otros amigos, de otros familiares, de otros proyectos, de otra subjetividad.
  
-         Bien está que haya jueces, fiscales, psicólogos, trabajadores sociales formados específicamente para sancionar las conductas de violencia de género.
 
-         También está bien la colocación de geolocalizadores.
 
-         Ahora, permítanme que me pregunte si las medidas de distanciamiento cumplen su objetivo, en primer lugar, porque el agresor muchas veces no tiene miedo a las consecuencias de su abyecta conducta y va agredir aun matar sabiendo que le cabe suicidarse o ir a la cárcel con un mecanismo defensivo de “me llevó a esta conducta, ella es la culpable”. En segundo, porque no pocas mujeres acaban aceptando el acercamiento desde una equívoca percepción relacional bien de indefensión aprendida, o de perdón esperanzado.
 
-         Hemos visto algunos casos realmente terribles deleznables en los que un padre ha matado a sus hijos para enterrar en vida, a quien un día fue su amor. El poder del odio es muy poderoso. Y aquí hablo como psicólogo forense de la Administración de Justicia que ha ejercido durante 30 años.
  
-         Casi todas las personas nos ponemos el cinturón de seguridad, nada más sentarnos en el coche, es un hábito adquirido. Es lo que hemos de conseguir en los niños, que en poco tiempo serán adultos. Saber interiorizar, que pase lo que pase, nunca atacarán lo más profundo, lo más sensible de su pareja, que pase lo que pase nunca levantarán la mano, que pegarán un portazo, que se irán, que quizás no regresen, pero que nunca violentarán a su pareja.
 
-         Miren, la distancia del amor al odio es más corta de lo que se imaginan. Acontece como con la pasta dentífrica, es muy fácil sacarla del tubo, pero muy difícil volverla adentro.
 
-         Existen herramientas psicológicas para aprender a autodominarse, para no entrar en pensamientos reiterativos, para no rumiar desde el rencor. Pero hay que enseñarlos.
 
-         Señorías, me encanta conducir y parar en esos restaurantes de carretera en los que siempre hay una televisión porque a la gente no le gusta comer sola. Cuando a veces en las noticias se hace saber que un hombre ha matado a su mujer o a su expareja, créanme no es infrecuente oír “algo habrá hecho” o “se lo merecería”. Este incendio subterráneo debe conocerse y abordarse.
  
-         Afrontar la violencia de género solo puede realizarse con visos de un cierto éxito desde una profunda educación ejercida en los distintos ámbitos.
 
-         Tenemos ejemplo y muchos de separaciones en la pareja bien llevadas, de familias reconstituidas, de nuevas realidades. De convivencia.
  
-         Puedo no estar de acuerdo con otra persona, pero acepto que así sea. No somos clónicos, no debo imponer mi criterio, pero lo antedicho exige un posicionamiento existencial que no todos aceptan, que no todos reciben.
  
-         Al inicio de esta comparecencia indicaba que la violencia de género es una violencia instrumental y me reafirmo, quien la lleva a efecto ya con anterioridad avisó, amenazó, dejó entrever. “si haces tal cosa……tendrá consecuencias”.
 
-         Y sí, igual que tenemos que prevenir para descartar en lo posible las conductas del violento, hemos de formar a quienes asumen, sufren la posición de víctimas, para que entiendan que es inaceptable, que no hay que dar en este caso segundas oportunidades, pues el maltratador, y no se dude es multireincidente.
  
-         Claro que soy favorable al tratamiento del agresor, para intentar evitar se reiteren esas conductas, pero partiendo de que la mejor terapia inicial, es la sanción, en ocasiones la privación de libertad. Y es que solo quien sufre puede entender, el sufrimiento del otro.
  
-         Me preocupa sobremanera escuchar a algunos denominados por sí mismos expertos hablar de mediación. En estos casos no hay espacios para la mediación. Hay que diferenciar claramente quien es el verdugo y quien es la víctima y dar tratamientos absolutamente diferenciados.
 
-         La ternura, la afabilidad, el cuidado de los enfermos, la preocupación por las plantas, por las mascotas, son aspectos relevantes en la conformación de una personalidad, como lo es el disfrutar de la serenidad, de la buena música, de las lecturas, del contacto con la naturaleza, de la espiritualidad. Téngase en cuenta.
 
-         Precisamos antídotos contra la violencia, hemos de conseguir aborrecerla. En mi caso he trabajado en centros de reforma y créanme se llega a un punto de saturación de la violencia, uno acaba siendo alérgico a la misma. Pero precisamos repito mecanismos, no solo de concienciación, sino de habilidades para evitar, u obviar los momentos de alta tensión, de alto voltaje, para saber parar una conversación y dejarla para otro día, para hablar ciertos temas en un lugar público como una cafetería o ante un amigo común, para evitar la radicalización.
  
-         Dejar ir, permitir que fluya la vida. Anticipar cuál será la última pregunta que me haré, estimo son aspectos relevantes para aceptar un fracaso, un desamor, una ruptura, una ridiculización. El mundo es más grande que mi hogar, que la relación con una pareja, no se puede hipotecar una vida, no se puede cercenar la del otro, no se debe, capitidisminuir su libertad.
 
 -         Estrategias de afrontamiento contra la violencia de género desde el hacer, desde el enseñar no solo desde la palabra, sino desde unas conductas que te garantizan, que te dan seguridad de como conducirte.
 
 -         Escribí un libro “¿Mujer creciente, hombre menguante?” cuando me lo entregaron, habían quitado los interrogantes, me dijeron que vende menos. Claro, pero comprenderán que no es lo mismo un interrogante que una afirmación.
 
 -         Icíar Bollaín nos dio una magistral lección con su película “Te doy mis ojos”. El maltratador, el desprecio, la vejación; y por el otro lado la resignación, la aceptación, la fe en el cambio, la pena sobrellevada.
 
 -         Nos falta mucho por hacer, casi todo. No son pocas las mujeres que no denuncian lo que acontece en su casa, que no cabe llamar hogar. Y cuando un hombre comete un hecho terrible los vecinos ocasionalmente comentan “parecía un hombre normal, una pareja, como otra cualquiera, se oían algunos gritos, pero nunca creímos que esto pasase”. Sí, pero pasa. Y es que sabemos lo que acontece en las escuelas, en las calles, en el ámbito laboral. Muy poco en el “hogar”.
  
-         Estamos trabajando con hijos que ejercen violencia filio parental sobre los padres, primordialmente sobre las madres, no es una violencia de género, no se puede definir como tal, pero coincidirán conmigo que también es de mal pronóstico, pues es más que posible, probable, que quien violenta a su madre, lo haga el día de mañana a su pareja. Casos existen en que la mujer es maltratada por el marido y por el hijo.
 
  1. 3.      ADENDA
Hablamos de un fenómeno social que vio la luz en el año 2008 con el terrible caso de Ana Orantes, que fue a denunciar su situación a televisión y tras relatar su larguísima historia de violencia fue quemada viva por su marido.
Desde entonces hasta hoy hemos comprendido que lo que se llamó “crimen pasional” es violencia de género.
 
 
3.1.  MENORES EXPUESTOS A LA VIOLENCIA DE GÉNERO
 
-          En la violencia de género no hay una sola víctima. Están también los hijos. Sin lugar a dudas son víctimas de violencia de género por estar expuestos a ella.
 
 -          Las modificaciones legislativas llevadas a efecto en el 2015, apreciaron la realidad de los menores víctimas.
 
 -          La violencia de género es un fenómeno histórico tan antiguo como la familia y los estereotipos que segregan a los seres humanos. Los niños no son testigos, son víctimas.  Los estudios clínicos demuestran (118 investigaciones) que los niños sufren tanto como cuando son víctimas directas del maltrato físico.
 
 -          La Convención sobre los Derechos del Niño del 20 de noviembre de 1989 firmada y ratificada por el Estado Español, en su Preámbulo establece como principio rector de sus contenidos: “reconociendo que el niño, para el pleno y armonioso desarrollo de su personalidad, debe crecer en el seno de la familia, en un ambiente de felicidad, amor y comprensión…..”
  
-          En el año 2011 una macroencuesta indica que 840.000 menores crecen en familias donde la madre es maltratada por su pareja.
 
 -          Los niños no son el futuro, son el presente. Los adultos somos lo que quedó del niño que fuimos. Por eso es innegable el estrés postraumático, junto al modelaje y aprendizaje que los niños y desde las edades más tempranas sufren al percibir la violencia contra su madre.
 
 
-          El dolor emocional en la infancia se expresa ocasionalmente en lo que luego se define como niños difíciles, antisociales, violentos. Estos patrones de comportamiento hunden sus raíces en la desregulación emocional que acontece cuando el vínculo y el apego queda dañado. No podemos actuar solo sobre la sintomatología sin apreciar las etiologías que a veces pasan desapercibidas.
 
 
-          Aspecto relevante y trágico es la realidad de los niños huérfanos cuya causa es la muerte de la madre a manos del padre. Algo absolutamente devastador.
 
 
-          Es a partir de 2013 cuando se incorporan a los datos estadísticos oficiales el numero tanto de menores víctimas mortales de violencia de género, como de menores huérfanos por dicha violencia.
 
 -          En el año 2015 fueron 51 los menores que quedaron huérfanos por la violencia de género. El feminicidio, no solamente acaba con la vida de la mujer, sino que arrasa con el sistema familiar y deja a los hijos expuestos ante una doble situación traumática, la muerte de su madre a manos de una figura referencial.
 
  
 
 
 
3.2.             FORMAS DE VIOLENCIA DE GÉNERO DIGITAL
 
  1. Espiar el móvil de tu pareja.
  2. Censurar fotos que sube a la red.
  3. Vigilar a los amigos y los mensajes en las redes.
  4. Controlar la geolocalización del móvil.
  5. Exigir las claves del móvil y del ordenador.
  6. Obligar a tu pareja a que te envíe imágenes íntimas.
  7. Mostrar enfado si la respuesta mediante chat no es inmediata.
  8. Interferir en las relaciones de tu pareja en internet con otras personas.
  9. Acosar o controlar a tu pareja usando el móvil.
  10. Controlar lo que hace tu pareja en las redes sociales.
 
 
 
3.3.            PAUTAS EDUCATIVAS COMO ANTIDOTO CONTRA LA VIOLENCIA
 
Desarrollo del:
-           Autocontrol.
-           Las competencias de supervivencia psicológica.
-           Las estrategias de resolución de problemas.
 
Utilización de:
-           Inoculación de estrés para aprender a soportar, controlar y regular niveles cada vez más altos de estrés.
 
Interiorización del:
-           Respeto a la autonomía del otro.
 
Fortalecimiento:
-           Ante la frustración.
-           Ante la necesidad de diferir gratificaciones.
 
Uso correcto:
-           Lenguaje expresivo / corporal / interior.
 
 
 
 
 
3.4.            OTROS ASPECTOS RELEVANTES
 
 
-          Urge una educación trasversal basada en la igualdad y el respeto a los derechos humanos.
 
 -          Nunca se puede minimizar el riesgo.
 
-          Los jueces de violencia sobre la mujer instruyen cada vez más casos de parejas jóvenes que reproducen comportamientos machistas, y ahora utilizando las redes sociales.
 
 -          Estamos ante un problema estructural grave. La violencia de género está en las entrañas del sistema. Algunos varones luchan por mantener el poder.
 
-          Apreciamos el sentimiento de que no existen encuestas sobre la violencia ejercida sobre el varón. Hay que analizar lo que piensan, lo que sienten y lo que callan también los hombres.
 
 -          Pareciera que hay una “crisis de masculinidad” y que las chicas jóvenes demandan comportamientos “viriles” que nos retrotraen a anuncios como “Soberano, es cosa de hombres”, o al crece pelo “Abrótano Macho”, o la colonia “Varón Dandy”.
 
-          Implicar a los entornos en la ruptura del silencio cómplice del maltrato, es determinante para que la mujer que lo sufre deje de hacerlo.
 
 -          Reitero, la violencia de género no es psicopatología, es instrumental y tiene como objeto la dominación de las mujeres, o de “mi” mujer.
 
-          Resulta reseñable la alta frecuencia de violencia psicológica y la dificultad de la víctima para identificar el chantaje, el control del tiempo, del dinero, de las relaciones, de las formas de vestir.
 
 -          Es esencial entender que las mujeres menores y las mayores de 65 años presentan una mayor vulnerabilidad a la violencia.
 
 -          Preparemos para las separaciones de pareja. Para afrontar un nuevo proyecto vital, para separarse de mutuo acuerdo, para propiciar la mediación, para no generar una guerra por la custodia de los hijos, el piso, el coche….
 
 -          Observamos un grave problema de visión de roles en las mujeres jóvenes, por ejemplo, sentirse incompletas si no tienen pareja.
 -          Hemos de erradicar el narcisismo. Enseñar a discutir.
 
 -          Hay un juego esencial “el que no sabe lo que siente el otro pierde”.
  
-          Hay que embridar el ego.
 
-          Debe interiorizarse que no cabe poseer al otro.
 
 -          Hay que preparar cortafuegos emocionales.
 
-          Observamos en algunos jóvenes mitos e ideas erróneas del tipo:
 
-         Si me quieren, hará lo que yo quiero.
-         La violencia de género es cosa de gente mayor.
-         Identificar amor con celos.
-         Los malos tratos son físicos.
-         Obligación de contarlo todo.
-          Creer que hay igualdad entre chicos y chicas.
-         A mí no me va a pasar.
-         El amor lo puede todo, hasta cambiar a la persona.
 
 -          Querer no es amar.
 
-         La nociva dependencia emocional.
-         El mito del amor romántico.
 -          Innegable. La utilización de las nuevas tecnologías para el acoso tras la ruptura de la relación.
 
-          Apreciamos una violencia verbal continua.
 
 -           Tela de araña
 
-          Abducir + absorber + limitar o cortar relaciones = anulación / miedo insuperable / impotencia / indefensión aprendida/ en busca de la dependencia = despersonalización.
 
-          Detectamos patrones de dominación del varón y de actitud sumisa (o complaciente) en la chica.
Con:
 
-          Sentirse halagada con el “caballero celoso”… el perdón.
-          Creer que cambiará o se le cambiará.
-          Darlo todo por la otra persona.
-          Inmolarse ante la subjetividad del otro.
 
-          En alguna medida ofrecemos unos modelos de aprendizaje de sexo cuasi pornográfico, sin respeto, amor, dignidad, intimidad. Véase (mejor no) algún programa de TV donde el “macho alfa” está rodeado de “insinuantes busconas”.
  
-          Fiscalía de Menores:
“Adoro a mi novio aunque me maltrata” Libro: Adolescentes en conflicto. 53 casos reales. (Edi. Pirámide).
  
-          No olvidemos la “violencia sexual”.
 
-          No se niegue por principio el grave daño de las denuncias falsas. Persíganse.
-          ¿Y cuándo a la continuada víctima de una violencia de motivación, sistemática, de posesión, solo le cabe: el suicidio o el homicidio? Hablamos del miedo insuperable.
 
-          Con respecto al consentimiento informado de los progenitores en los casos en los que hay que intervenir con hijos víctimas de violencia de género, debería quedar claro que si uno de los padres solicita atención psicológica, no se precisará el consentimiento del otro progenitor sino el conocimiento de que se inicia este tratamiento.
 
 -          En relación a los tratamientos con los agresores de violencia de género, han de ser individualizados y trabajar en red desde los propios Servicios de Gestión de Penas y Medidas Alternativas en aspectos como la desintoxicación de drogas; la intervención con los enfermos mentales; el aprendizaje del idioma.
De otra formar estos tratamientos, no pueden ser exitosos.
 
 -          La Real Academia Española (RAE) ha tenido 29 directores y ninguna directora. Ocultar el lenguaje femenino, invisibiliza a las mujeres. Y es que la lengua constituye el reflejo de la realidad, si es que en parte no la conforma.
  
-          Existen los denominados machismos de baja intensidad, que no lo son tanto. Por ejemplo, en un debate electoral Arias Cañete versus Elena Valenciano, Cañete aseguró que no había desplegado toda su capacidad para no parecer machista.
Hemos escuchado a la Presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes decir: “en ocasiones me hago la rubia”.
 
-          Este compareciente y tras trabajar con muchísimos psicópatas dijo en una ocasión y públicamente “hay que feminizar la sociedad”.
Un conocido presentador de radio entonces en la Mañana de la COPE y hoy de Es Radio, dijo que “Javier Urra quiere afeminar la sociedad”. No, lo que Javier Urra quiere es que la sociedad se sensibilice, que los varones también valoremos y nos impliquemos en el cuidado.
  
-          En algunas discotecas las chicas pueden entrar gratis, cabe preguntarnos si al no pagar la entrada, “el producto eres tú”. Resulta una práctica heteronormativa y sexista al identificar al varón como proveedor. Muy posiblemente cuando el género masculino paga por entrar a un local nocturno y el femenino no, se está considerando al segundo como mercancía, transformándolo en la parte oculta de lo que cuesta la entrada.
 
-          Tenemos tres tipos de víctimas: la directa; la indirecta y la que lo es por ser testigo.
 
-          No se niegue existe una trasmisión intergeneracional de la violencia.
 
-          Existe el denominado lenguaje inclusivo, y se entiende por ejemplo desde el ámbito de la justicia, pero cuando decimos menores queremos decir ¿menor de qué? ¿menor que quién? ¿menor por qué? Tiene más lógica hablar de las niñas, de los niños, diferenciar de los y las adolescentes.
 
-          Los derechos humanos innegociables. Claro que se puede debatir, aceptar el hiyab es un código de vestimenta femenina islámica que establece que debe cubrirse la mayor parte del cuerpo y que en la práctica se manifiesta con distintos tipos de prendas, según zonas y épocas… pero desde luego no la trata de personas o la ablación.
 
 -           La violencia de género es un tipo de violencia física o psicológica ejercida contra cualquier persona o grupo de personas sobre la base de su sexo o género que impacta de manera negativa su identidad y bienestar social, físico o psicológico (Wikipedia).
 
 -          Por “violencia doméstica” se entenderán todos los actos de violencia física, sexual, psicológica o económica que se producen en la familia o en el hogar o entre cónyuges o parejas de hecho antiguos o actuales, independientemente de que el autor del delito comparta o haya compartido el mismo domicilio que la víctima (Convenio de Estambul Consejo de Europa 2011).
 
 -          Noticias de hechos tan lamentables como lo acontecido en los San Fermines de 2016 nos aproximan el posicionamiento de algunos varones. Me refiero al autodenominado grupo “La Manada” que abusaron sexualmente de una joven. Siendo que lo grabaron y trasmitieron, y que alguno de ellos ha expresado que “se sirve de la manada para hacer lo que quiere hacer”
 
 -          Homofobia es la aversión hacia la homosexualidad o a personas homosexuales (RAE).
 
 -          Bifobia es el odio o aversión hacia personas bisexuales. Aunque no incluye necesariamente la homofobia, porque hay estereotipos específicos para los bisexuales, se suele tratar en términos generales dentro de ella como parte de la discriminación hacia la diversidad sexual (Wikipedia).
 
 -          Transfobia hace referencia a la discriminación y conductas y actitudes negativas hacia las personas transgénero o transexuales (Wikipedia).
 
 
3.5.            ANÉCDOTA PERVERSA
 
No hace muchos años, presidía el Congreso Internacional de la Asociación Iberoamericana de Psicología Jurídica en Tenerife, asistieron unos 600 profesionales, en un momento determinado un representante y alto responsable de las prisiones en México, de formación criminólogo. Dijo: “los hombres que matan a sus mujeres, lo hacen por amor”.
Una de las asistentes era periodista y al terminar, recabó una mayor aclaración de lo expuesto. El ponente mexicano confirmó lo dicho, es más, expresó con convicción que los presos que matan a sus mujeres sufren. Y preguntado entonces qué habría que hacer, contestó que no mandarlos a prisión.
Yo no me encontraba en la sala pues estaba reunido con la Junta Directiva, pero enseguida recibí la llamada telefónica y en directo de Carles Francino que en aquel momento presentaba y dirigía el programa Hoy por Hoy en la Cadena Ser.
Hice salir públicamente ante todos los asistentes a este varón impresentable exigiéndole que pidiera perdón. Lo hizo, pero con el siguiente razonamiento: “¿Cómo voy a estar yo en contra de las mujeres, con lo que quiero a mi madre?”.
Se le mandó inmediatamente al aeropuerto e informé al Fiscal General del Estado para que si lo estimaba lo pusieran en conocimiento del de México. Me consta que así fue y con graves repercusiones laborales.
La verdad es que he tenido ocasión de entrevistar a algunos hombres encarcelados por matar a su mujer, y no son pocos los que me han dicho que, de volver a la situación anterior, volverían a hacerlo.
 
3.6.            UN PENÚLTIMO PENSAMIENTO
 
Precisamos sensibilizar; mostrar la importancia del “tú”; jugar a que: “El que no sabe lo que siente el otro pierde”.
Y vacunar desde la empatía; el perdón; la compasión.
Enseñar a discutir; a con-vivir; a separarse.
 
 
  
Con mi profundo agradecimiento a esta Comisión de Igualdad y el más sentido deseo para que logremos erradicar la terrible lacra de la violencia de género.
 
 
 
 
 
 

Escrito por

No hay comentarios.

Escriba un comentario

Usted debe registrarse para poder comentar.

cookie directive